Documentos mencionan a Raúl Diez Canseco como apoderado de offshore cuando aún era vicepresidente del Perú

 

Archivos almacenados por el estudio legal Alemán, Cordero, Galindo & Lee (Alcogal) vinculan a Raúl Diez Canseco y su esposa Luciana De la Fuente con dos compañías panameñas que se crearon cuando él todavía era un alto funcionario del gobierno de Toledo. A través de un breve comunicado, el político aseguró a este medio que las compañías nunca operaron, pero eso no es lo que encontramos.

Esta es otra entrega de Convoca.pe como parte del proyecto global Pandora Papers, coordinador por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ).

 

Gonzalo Torrico | 27 de diciembre de 2021

 

 

—Yo no necesito estar en el gabinete para trabajar en el país —decía Raúl Diez Canseco Terry, en una entrevista televisiva, en el extinto dominical Contrapunto—. A mí me han dado, espero, una estabilidad en el cargo de vicepresidente de cinco años.

Era mayo de 2002. Además de ser mano derecha del presidente peruano Alejandro Toledo, Diez Canseco también ocupaba el cargo de ministro de Comercio Exterior. Pero este deseo de permanecer durante todo el mandato de gobierno en el Poder Ejecutivo se derrumbó al poco tiempo, cuando llegaron los escándalos. En los últimos meses de 2003, la prensa empezó a informar sobre presuntos favorecimientos al entorno familiar de su entonces novia al interior del ministerio que encabezaba. Eso apresuró su renuncia al gabinete y, un año después, dejó la vicepresidencia.

Convoca.pe ahora revela cómo, en medio de este contexto, él y Luciana De la Fuente Carmelino —quien ahora es su esposa— encontraron en Panamá un refugio silencioso para llevar a cabo operaciones no conocidas hasta hoy. En dicho paraíso fiscal se crearon, cuando Diez Canseco aún era un alto funcionario del Poder Ejecutivo, las compañías offshore Hartwell Trading SA y Cornerstone Holding SA.


Un poco de privacidad

Los cuestionamientos sobre Diez Canseco no eran ligeros. Durante su gestión en el Ministerio de Comercio Exterior (Mincetur), firmó un decreto para exonerar del pago del Impuesto General a las Ventas a los negocios de comidas y bebidas de la “zona internacional” de los aeropuertos peruanos. La prensa luego reveló que el padre de De la Fuente —quien entonces trabajaba como asesora en Prompex, una entidad del mismo Mincetur— tenía justo un restaurante en el aeropuerto Jorge Chávez de Lima.

 

Diez Canseco y Toledo
Raúl Diez Canseco fue ministro de Comercio Exterior y Turismo del gobierno de Alejandro Toledo. Foto: El Comercio.

 

Además, los primos de De la Fuente, Juan Manuel y Mariana Ostoja Carmelino, también tenían puestos de empleo en Prompex.

Los documentos a los que este medio ha tenido acceso como parte del proyecto global Pandora Papers, coordinado por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés), indican que las sociedades offshore, a las que Diez Canseco y De la Fuente se vincularon, fueron creadas en enero de 2004. Esto sucedió luego de que renunciara al Mincetur, pero antes de que presentara su carta de dimisión a la vicepresidencia.

Para el 5 de enero de 2004, abogados del estudio panameño Alemán, Cordero, Galindo & Lee (Alcogal) ya habían constituido la primera compañía: Cornerstone Holding SA. Diez días después, ya estaba lista la segunda: Hartwell Trading SA. En ambas se nombraron como directores a funcionarios de Alcogal. Ni Diez Canseco ni De la Fuente aparecieron en los registros públicos panameños, donde ambas sociedades se mantuvieron “activas” hasta el 2019. Hoy tienen el estado de “suspendidas”, aunque aún tienen la posibilidad de ser reactivadas.

 

Hartwell Trading y Cornerstone Holding
Cornerstone Holding SA  y Hartwell Trading SA fueron constituidas Andrés Maximino Sánchez y John Benjamin Foster, empleados de Alcogal.

 

Ya creadas las compañías, enseguida Alcogal preparó una carta dirigida a una persona de nombre Silvana Carmelino —que comparte apellido con Luciana de la Fuente Carmelino— con la referencia “Hartwell Trading”. El texto de la carta, cuyo remitente era el abogado Raúl Zuñiga Brid de Alcogal, señalaba que se adjuntaba, entre otros documentos, un “poder especial” otorgado a favor de Raúl Diez Canseco, quien todavía era el primer vicepresidente peruano.

El archivo también mencionaba la remisión de la partida de constitución de la recién creada Hartwell Trading y un certificado de acciones al portador. La dirección consignada para la destinataria, Silvana Carmelino, resultaba ser la misma que la del banco EFG Capital International de Miami, EE.UU.

 

Carta Hartwell Trading. Raul Diez Canseco - Silvana Carmelino
El bufete panameño preparó una comunicación para Silvana Carmelino. Se señaló que llevaba en adjunto un poder especial a favor de Raúl Diez Canseco, un certificado de acciones al portador y otros documentos.

 

Otro archivo electrónico almacenado en los servidores de Alcogal —sin firmar— es, de hecho, el modelo de “poder especial” que se otorgaría, según la misiva, a Diez Canseco Terry.

En este borrador, el abogado que actuaba como presidente de la offshore —el conocido prestanombres del bufete panameño Andrés Maximino Sánchez— autorizaba al político peruano “para que, en nombre y representación de la sociedad, pueda llevar a cabo servicios de asesoría y consultoría en materia financiera en cualquier parte del mundo”. Tenía como fecha el 24 de enero de 2004.

Diez Canseco presentó su carta de renuncia al presidente Toledo aún el 29 de enero de 2004, días después de los hechos que registran estas comunicaciones. Pero la mencionada renuncia no fue aceptada sino hasta diciembre de ese año, por lo que el político siguió despachando como vicepresidente por casi 11 meses más.

 

Poder. Hartwell Trading SA
Entre los archivos electrónicos guardados por Alcogal, se encontraba un modelo de poder a favor de Raúl Diez Canseco.

 

Convoca.pe se comunicó con la oficina de Diez Canseco y le dejó consultas para aclarar la información comprendida en los documentos. A través de un corto comunicado remitido por su asistente, en el que se resalta su trayectoria en el mundo de los negocios, se señala que, “como ocurre con todas las iniciativas empresariales, [Raúl Diez Canseco] ha constituido distintas sociedades, siendo que con algunas de ellas se llega a realizar alguna actividad empresarial y con otras no”.

“Sobre las empresas consultadas, podemos indicar que hace aproximadamente 17 años se encargó a los correspondientes abogados la constitución de las mismas, no habiendo sido activadas ni realizado actividades empresariales, comerciales o financieras en ninguna de ellas, es decir, nunca funcionaron u operaron”, detalla el comunicado. “En el mismo sentido, tampoco se ha aceptado ni ejercido poder o acto de representación alguno relacionado con dichas sociedades”, agrega.

Sin embargo, los documentos revisados revelan indicios de que las empresas offshore sí hicieron algunos papeleos más allá de su simple creación. Por ejemplo, en julio de 2004, una empresa llamada Toofox LLC fue constituida en Florida, EE.UU. Como única miembro-administradora de esta sociedad se consignó el nombre de “Cornerstone Holdings SA”. No obstante, luego la partida se rectificó para que Luciana de la Fuente apareciera como administradora en lugar de Cornerstone.

 

Toofox LLC - Cornerstone Holdings by Convoca on Scribd

Toofox LLC fue constituida en julio de 2004. Como primera administradora aparecía "Cornerstone Holdings SA" (página 3). Ese dato luego fue rectificado.

 

Toofox LLC es una empresa hasta hoy vigente que compró en agosto de 2004 una exclusiva vivienda en Miami por 772 mil dólares, según los registros públicos de esa ciudad. La propiedad resultó ser una excelente inversión, pues en octubre de 2021 la empresa dirigida por De la Fuente la vendió por 1 millón 575 mil dólares, el doble de lo que pagó por ella.

Para el caso de Cornerstone Holding, Alcogal además había coordinado, en 2004, el envío de poderes para que De la Fuente y su madre, Lily Carmelino Moro-Díaz, representaran a la sociedad.

 

Cornerstone Holding
Alcogal coordinó la entrega de poderes de Cornerstone Holdings SA para De la Fuente y su madre días antes de que Diez Canseco presentara su renuncia a la vicepresidencia.

 

Por otro lado, la otra offshore panameña, Hartwell Trading, no solo registra trámites en el año de su creación. Entre la contabilidad de Alcogal se encuentra una factura que la menciona, que data de marzo de 2008, por 170 dólares. A pesar de que el comunicado enviado por la oficina del exvicepresidente dice que no tuvo ningún poder de estas compañías, el servicio registrado en el comprobante de pago fue la preparación de un “poder especial a favor del señor Raúl Diez Canseco y Luciana De la Fuente Carmelino”.

 

Factura ALCOGAL. Diez Canseco
En marzo de 2008, Alcogal emitió una factura por el servicio de preparación de un poder especial a favor de Diez Canseco y De la Fuente.

 

Consultamos a Diez Canseco por qué un vicepresidente de la República en funciones se vincularía con compañías offshore manejadas por directores nominativos —los prestanombres del estudio Alcogal—. ¿Reportó esta información en sus declaraciones juradas? El comunicado no dio respuestas concretas a nuestras preguntas. Fue, más bien, genérico.

“Cabe precisar que cuando se encargó constituir las sociedades que nunca funcionaron, el señor Diez Canseco ya no era ministro de Estado y se estaba gestionando su renuncia a la vicepresidencia de la República”, concluye el texto de respuesta. Ahora se sabe, sin embargo, que las compañías offshore fueron creadas días antes de una tormentosa renuncia que, lejos de ser inmediata, tomó 11 meses en aprobarse. Durante todo ese período aún tuvo, como se dice en el argot financiero, la condición de PEP ("persona políticamente expuesta"). Las compañías, según los registros, aún no han sido dadas de baja.