FISCALES INVESTIGAN PRESUNTOS SOBORNOS A FUNCIONARIOS EN 34 OBRAS DE EMPRESAS BRASILEÑAS

Fiscal de la Nación Pablo Sánchez en su presentación en el Congreso afirmó que no puede abrir nuevas investigaciones o disponer detenciones mientras no haya ‘elementos probatorios’ y ‘declaraciones’ que confirmen el acto de corrupción
Fiscal de la Nación Pablo Sánchez. Foto: Andina.

 

Por Yesenia Vilcapoma
Publicado el 18 de enero de 2017

El fiscal de la Nación admitió esta tarde ante la comisión parlamentaria que investiga los sobornos de las constructoras brasileñas en el Perú, que un equipo de fiscales investiga 34 casos o proyectos donde Odebrecht y otras compañías realizaron presuntos pagos de millonarios sobornos.

Pablo Sánchez, quien respondió por cerca de tres horas a las preguntas lanzadas por los integrantes de la comisión presidida por Víctor Albrecht de la bancada de Fuerza Popular, señaló que de los 34 proyectos en los que se habría concretado sobornos, 26 obras se realizaron en Lima.

Estas investigaciones preliminares se abrieron en los últimos meses luego de los viajes efectuados a Brasil por el fiscal especializado en corrupción de funcionarios, del fiscal Hamilton Castro, y producto de la cooperación internacional realizada con los demás países donde la firma brasileña manejó un esquema de sobornos.

Secretarios adjuntos de Cooperación Internacional de PGR, Carlos Bruno y Vladimir Aras; Procurador general de Brasil, Rodrigo Janot; Fiscal de la Nación, Pablo Sánchez y jefe del área internacional de Ministerio Público del Perú, Alonso Peña. Foto: MPF.

A esta megainvestigación están abocados diez fiscales anticorrupción liderados por el fiscal Hamilton Castro, además de otros cinco fiscales especializados en lavado de activos.

“La información que obtenga uno la traslada al otro (fiscal). Se van transitando documentos y las pruebas para que cada uno de ellos cumpla con los casos que tienen. El caso más frondoso lo tiene el doctor Hamilton Castro”, aseguró el fiscal Sánchez.

Marcelo Odebrecht y 76 ejecutivos de la constructora brasileña han confesado hace unas semanas que pagaron US$439 millones en 12 países, de acuerdo a un documento que fuera difundido por el departamento de Justicia de los Estados Unidos a fines del año pasado. En nuestro país, Odebrecht confesó pagar coimas a funcionarios peruanos por un monto de US$29 de millones entre los años 2005 y 2014.

 

“Muchas de las personas involucradas en estos hechos  van a procurar que la investigación fiscal fracase e incluso pueden desacreditar a los fiscales”, Pablo Sánchez, fiscal de la Nación.

 

Odebrecht  en consorcio con la constructora peruana Graña Montero firmó en diciembre de 2009 el contrato de la línea 1 del tramo 1 del Metro de Lima, que coincide con el año de un pago de soborno de un millón 400 mil dólares, confesado por la empresa brasileña. Es también el caso del tramo 2 que terminó en manos del consorcio encabezado por Odebrecht y que pasó de un presupuesto de US$ 583 millones a más de US$ 900 millones.

El consorcio liderado por Odebrecht también habría pagado sobornos en los tramos 2 y 3 de la carretera Interoceánica Sur, que une Brasil con Perú por la Amazonía. El tramo 4 de esta misma carretera estuvo a cargo de otro consorcio, integrado por otras constructoras investigadas en Lava Jato: Camargo Correa, Andrade Gutiérrez y Queiroz Galvāo

 

 Comisión Lava Jato. Foto: Andina

Preguntado por los parlamentarios porque la fiscalía no efectúa medidas para evitar posibles fugas de los funcionarios sobornados, el fiscal de la Nación Pablo Sánchez señaló que se requiere ‘elementos probatorios’ y ‘declaraciones’ para abrir una investigación o solicitar la detención de un investigado. 

“Se necesita un trabajo serio, debidamente planificado. No podemos adelantar datos sobre la investigación”, enfatizó el fiscal.  

“Muchas de las personas involucradas en estos hechos  van a procurar que la investigación fiscal no avance que fracase e incluso pueden desacreditar a los fiscales”, dijo el fiscal Sánchez al mismo tiempo que admitió a los parlamentarios de la comisión que algunos magistrados ya recibieron ofrendas florales y amenazas.3 

El Fiscal de la Nación afirmó  que el principal objetivo de las pesquisas en el caso del presunto pago de coimas de empresas brasileñas a funcionarios peruanos es “asegurar el éxito de la investigación”.

El fiscal especializado en anticorrupción, Hamilton Castro, investiga también dos casos de corrupción ligados a la documentación incautada el 2009 a los directivos de Camargo Correa durante la operación denominada Castillo de Arena.

 

Luego que en Brasil se confirmara que esta constructora negocia con las autoridades brasileñas, un acuerdo de colaboración, la Fiscalía Supraprovincial Especializada en delitos de Corrupción de Funcionarios dispuso  el congelamiento en el sistema financiero de las cuentas de la Empresa Constructores e Comercio Camargo Correa S.A.-Sucursal Perú.

La medida fue adoptada como parte de la investigación por el caso N° 14-2016, vinculado a Josef Maiman, en el que esa empresa se encuentra investigada por supuestamente haber ordenado transferencias de dinero, una de ellas por US$ 91,667.00 a una cuenta en el Citibank London manejada por una empresa de Maiman,  amigo del expresidente Alejandro Toledo.