EL EXVICEMINISTRO DE LOS SOBORNOS DE ODEBRECHT Y SU LARGA RELACIÓN CON EL ENTORNO DE ALAN GARCÍA

En 1988 el diligente funcionario Jorge ‘Chino’ Cuba informaba mensualmente a Enrique Cornejo y Alan García sobre las cifras en Comercio Exterior.
Jorge Cuba Hidalgo mantuvo una relación académica y profesional con Alan García, Enrique Cornejo y Roxanne Cheesman

 

Pese a la negativa de la dirigencia aprista, la carrera profesional de Jorge Cuba Hidalgo, preso en Piedras Gordas por recibir sobornos de Odebrecht, se relaciona no solo con el exministro Enrique Cornejo sino también con Alan García y su pareja actual Roxanne Cheesman, desde el primer gobierno aprista.

Por Miguel Gutiérrez R.
Publicado el 2 de febrero de 2017

Aunque dirigentes apristas aseguran que el exviceministro de Comunicaciones Jorge Cuba Hidalgo es un personaje ajeno al partido de la estrella, y que fue traído por el exministro Enrique Cornejo, lo cierto es que la trayectoria de este funcionario se ha forjado en el Estado muy cerca al entorno del expresidente Alan García.

En 1988, sin ninguna experiencia laboral en el Estado, solo con un breve paso en el fenecido Banco Hipotecario, Jorge Cuba saltó al Instituto para el Comercio Exterior (ICE), una entidad con rango de ministerio, creada ese año por el entonces superintendente de banca, Hugo García Salvatecci para concentrar todas las actividades de comercio en un solo ente del Estado. A la cabeza del ICE fue colocado por Alan García, Enrique Cornejo Ramírez, economista y militante del partido aprista que meses antes se desempeñaba como secretario general de Palacio de Gobierno. El mismo puesto de confianza que en el segundo gobierno aprista ocupó Luis Nava. Aunque solo con estudios de pregrado, el entonces presidente del ICE, Enrique Cornejo, le encargaba al llamado ‘Chino Cuba’ o ‘Compañero Cuba’ -como solían llamarlo los funcionarios apristas- la Gerencia de Supervisión de Comercio Exterior. Como tal, Cuba coordinaba entre el Banco Central de Reserva (BCR) y Aduanas la fiscalización de la importaciones presuntamente subvaluadas o sobreevaluadas.

Cuando llegó al ICE coincidió con Roxanne Cheesman, una economista que había estado practicando en el FOPEX (Fondo de Promociones de Exportaciones) antes que esa entidad autónoma pasara al nuevo organismo ministerial dirigido por Cornejo. Cheesman, como se sabe, es la actual pareja del expresidente Alan García. Tanto Cuba como Cheesman venían de hacer sus estudios en la Pontificia Universidad Católica, incluso habían pasado por las aulas los mismos años tal como aparece en la base de datos de estudiantes de esa universidad. Según el resumen profesional de Cuba colgado en el portal web del Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC), el exfuncionario estudió la carrera de economía entre 1978 y 1982, el mismo período que Cheesman, de acuerdo a los registros de la PUCP a los que tuvo acceso Convoca. Mientras Cuba estuvo a cargo de ese puesto estratégico en el ICE tenía como principal tarea, informar mensualmente al Presidente de la República, los resultados obtenidos por el Sistema de Supervisión de Comercio del ICE, como consta en su curriculum vitae.

 

 
Como se observa en el CV de Jorge Cuba, este informaba mensualmente a Presidencia sobre los resultados obtenidos en su área.

 

En 1990, en las postrimerías del gobierno aprista, Cheesman es nombrada por Palacio como una de las tres integrantes de la Comisión de Zonas Francas mientras que Cuba se mantuvo en el ICE. Sin embargo, la relación de Cuba con García y Cheesman continuaría después de culminado el gobierno.En 1990, García retoma sus actividades académicas concentrándose en lo que era una de sus obsesiones: el manejo de la deuda latinoamericana con la banca. En 1991 García crea el Instituto para la Deuda latinoamericana (IDEL), una ONG cuyo presidente sería él, su vicepresidente y director ejecutivo serían Abel Salinas y Enrique Cornejo. La ONG se instaló en una oficina ubicada en la avenida El Pinar 320, en San Borja, a una cuadra donde el expresidente vivía con su esposa e hijos. Alan García convocó como parte del equipo de investigadores, a los exfuncionarios del ICE, Jorge Cuba Hidlago y Roxanne Cheesman.

Como bien revela José Alejandro Godoy en su blog Desde el Tercer Piso, como parte de las actividades académicas el IDEL editó dos volúmenes de la publicación “Deuda latinoamericana. Cuadernos”. En el primer volumen aparecen los artículos escritos por García Pérez y el propio Cuba Hidalgo. Esta relación académica se truncaría tras el autogolpe de Estado en abril de 1992, pero se retomaría a nivel profesional, más de veinte años después, en 2008, cuando el ‘Chino’ Cuba fue nombrado viceministro de Comunicaciones por Enrique Cornejo, a cargo del ministerio de Transporte y Comunicaciones en el segundo gobierno de Alan García (2006-2011). Según lo sostenido por la fiscalía anticorrupción que investiga a las firmas brasileñas, Cuba ofreció a la constructora Odebrecht influenciar en los comités especiales para adjudicarles el contrato de la línea 1 del tramo 1 y 2 del Metro de Lima.

Visita nuestro especial sobre los casos de corrupción Lava Jato y Castillo de Arena en Perú aquí 

 

Al ser revelado el nombre de Cuba Hidalgo como el funcionario de más alto nivel en ser sobornado por Odebrecht hasta el momento, el expresidente García no tardó en arrojarlo a la hoguera: “ratas como esas ensucian las grandes obras que sirven para el pueblo”. Y pese a ello, y los vínculos entre el procesado Cuba el expresidente García desde los 80,  los dirigentes apristas insisten en señalar que los sobornados por la gigante brasileña no están vinculados con el Apra.

 

 

Esta investigación se realizó gracias al aporte del ciudadano a la campaña ConBoca 100 mil.